Inundaciones y deforestación


Pregunta 3: ¿Dónde y cómo es posible y aconsejable en Bolivia una protección contra las inundaciones?

La tercera pregunta del libro –relacionada con la protección contra inundaciones- nos muestra como desde esos años ya los problemas relacionados a la falta de cobertura vegetal como factor de protección y regulación de las inundaciones existía (Preg3_Inundacion).  Un punto de vista interesante, planteado por Ellenberg, es que las inundaciones en sí mismas no son malas, pues a través de ellas los sedimentos se transportan y son depositados, proveyendo de esta manera, y “gratuitamente”, sustancias nutritivas al suelo.

Por supuesto el problema surge cuando la frecuencia y permanencia de estas inundaciones provocan, por un lado pérdidas en la calidad de vida (y la vida misma en algunos casos) de los pobladores, y adicionalmente cuantiosas  pérdidas económicas, llegando al punto de que cada año se debe declarar “emergencia nacional (http://www.fmbolivia.tv/2011/02/gobierno-boliviano-declara-emergencia-nacional-hay-us-20-millones/).

Como Ellenberg menciona en el capítulo, el riesgo de desastres por inundaciones ha sido incrementado por la pérdida de cobertura vegetal, ya que existe una clara relación entre las inundaciones y la deforestación.  C. Bradshaw y colaboradores, en 2007, (http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/j.1365-2486.2007.01446.x/full) con datos colectados entre 1990 a 2000 de 56 países “en desarrollo”, usando modelos lineales generalizados (estadística, para los que no saben qué es eso de modelos …), demostraron que la frecuencia de inundación esta negativamente relacionada con la cantidad de bosque remanente y positivamente relacionada con el área de bosque natural perdido.  Es decir, a más bosque natural perdido, mayor frecuencia de inundación.

Por supuesto, sobre al “factor deforestación” se deben adicionar los efectos del cambio climático, que además de cambiar el régimen hidrológico, tendrá efectos imprevistos sobre los patrones y frecuencia de inundación.  En la próxima entrada del post hablaremos sobre eso.

Los bosques, por tanto, brindan un importantísimo servicio ambiental al regular las inundaciones, su protección y manejo adecuado brinda oportunidades para que los desastres naturales provocados por inundaciones, al menos su frecuencia, se vean reducidos.  Acciones dirigidas a proteger los bosques, a reforestar y restituir cobertura vegetal, además de “mejorar” la conservación de la biodiversidad están prestando un importante servicio a la sociedad boliviana.

 

Un comentario en “Inundaciones y deforestación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s